Recortando, clarificando el objeto

 

El planteamiento del que parte mi proyecto es que distintos ambientes de aprendizaje pueden conformar ecosistemas más complejos, dinámicos y más variados en cuanto al tipo de interacciones, experiencias, usuarios e información que concurren ahí.

A partir de este planteamiento se observa una articulación entre los conceptos de Sistema – Ambiente – Entorno – Ecosistema (conceptos y articulación que siguen en proceso de de/construcción). Una representación esquemática puede ser la siguiente:

Image

Maturana señala que “entorno” es “todo lo que rodea a un organismo y que queda especificado como exterior a él por sus propias actividades” (1982). El entorno tiene un carácter dinámico y aunque puede ser definido por su disposición y el tipo de interacciones que suceden dentro, tiene una connotación de carácter espacial.

Para Chan (2004) “el ambiente de aprendizaje es un conjunto de entornos, un contexto cercano en el que se relacionan entre sí sujetos y objetos”, y está conformado por espacios y objetos presentes en dichos espacios. Esta definición denota una aproximación sistémica a la noción de ambiente, donde son precisamente las relaciones que se dan en él las que lo definen más que la coincidencia en tiempo y lugar de sus componentes.

Considerando la analogía del ecosistema en las ciencias naturales desde las siguientes definiciones:

  • El ecosistema es una unidad compleja donde se relacionan factores bióticos (seres vivos) y abióticos (seres inertes),  existen interacciones vitales entre ellos, fluye la energía y circula la materia.
  • Es un sistema natural integrado por un conjunto de organismos vivos y el medio físico en donde se relacionan. Se trata de una unidad compuesta de organismos interdependientes que comparten el mismo hábitat o ambiente.

Estas definiciones comparten componentes como el medio/entorno/hábitat, organismos e interacciones, mismos que delinean el carácter sistémico del concepto considero que se puede utilizar esta analogía en el campo educativo. Mi planteamiento ha sido que se puede pensar que el hábitat o el ambiente determinan el tipo de interacción así como los roles y funciones que desempeñan los actores (u organismos) que forman parte del mismo. De este modo y desde la perspectiva sistémica que la noción misma conlleva, un cambio en el ambiente generaría cambios en las maneras en que las personas dentro del ambiente (estudiantes, no estudiantes, docentes o no docentes, expertos o pares) se relacionan entre sí y con información, con fines educativos…

Para la construcción teórica estoy considerando los siguientes recortes:

Tecnológica – Comunicativa – Pedagógica / Formal – Informal

 

Tecnológica

Comunicativa

Pedagógica

Formal

 

 

 

Informal

 

 

 

 

En esta opción se consideran tres dimensiones:

  • Tecnológica: considerada como dimensión de un ambiente/entorno/sistema y ecosistema pues desde esta perspectiva se pueden considerar principalmente entornos, entradas y procesos de transformación y salidas del sistema. Posibilita la creación de entornos, ambientes y ecosistemas virtuales  y permite la interacción entre sujetos en entornos y en ambientes y entre éstos dos últimos.
  • Comunicativa: El proyecto obliga a considerar una dimensión comunicativa bajo el supuesto de que el aprendizaje tiene lugar a partir del intercambio e interacción de los sujetos con objetos de conocimiento y de los sujetos entre sí a través de actos comunicativos. Puesto que el ambiente de aprendizaje es el resultado de interacciones, la dimensión comunicativa es fundamental. (Faltaría argumentar desde Habermas, Lyotard y el aprendizaje social).
  • Pedagógica: Esta dimensión aborda los aspectos propiamente relacionados con los procesos de aprendizaje intencionados o no, desde una perspectiva formal y no formal/informal.

Convendría preguntarse y evaluar la pertinencia de considerar una dimensión educomunicativa que integre la pedagógica y comunicativa que ya se mencionaron.

Las escalas en esta matriz están pensadas desde los espacios que caracterizan los tipos de aprendizaje como formales (escolarizados) informales (aquellos que se dan fuera del ámbito escolar). Se consideraron ambos teniendo en cuenta que el aprendizaje desde esta perspectiva ambiental y ecosistémica no es exclusivo de los ámbitos formales o escolares y que incluso que muchas de las interacciones y los aprendizajes se dan en entornos no formales e informales.

Tecnológica – comunicativa – pedagógica- curricular/ personal – social

 

Tecnológica

Comunicativa

Pedagógica

Curricular

Personal/propia

 

 

 

 

Social

 

 

 

 

 

En esta nueva matriz se agrega una dimensión curricular y las escalas cambian.

La dimensión curricular, en este recorte parte de la distinción de las escalas de la anterior (formal e informal) como tipos de aprendizaje y también como entornos “bien definidos” donde los aprendizajes tienen lugar. Se considera esta dimensión partiendo de contexto institucional en el que se realiza la investigación (institución de educación superior) y de los fines propios de la misma, reconociendo la importancia de la formación universitaria (o de pregrado, según se vaya delimitando) para la formación no sólo de profesionales sino de personas en el contexto de la sociedad del conocimiento. Así, en este sentido, la dimensión curricular abarca por un lado los perfiles profesionales definidos, los programas de formación, las competencias y objetivos educativos así como los contenidos que se intencionan. Podría incluirse también en esta dimensión los procesos relacionados con la enseñanza/docencia y la evaluación y acreditación de los aprendizajes, además del modelo de diseño instruccional que aterriza lo anterior. Habrá que valorar si en esta dimensión se agregan las estrategias de aprendizaje subyacentes en el modelo educativo de la institución o para efectos de esta investigación, desde este recorte, estos procesos pueden abordarse desde la dimensión pedagógica o educomunicativa (según se defina).

En el caso de las escalas en esta matriz, en el recorte se había planteado la consideración de la configuración de un entorno personal que el sujeto construye a partir de intereses, necesidades y requerimientos institucionales; y uno o más entornos sociales que se van construyendo a partir de la interacción con otros y de la conformación de redes. Me parece que en este caso, aunque válidas ambas escalas, es difícil separar lo personal/individual de lo social bajo el supuesto de que lo primero termina conformándose o construyéndose a partir de lo segundo y viceversa. Aunque será importante considerar lo social y lo individual en los procesos de configuración de ambientes y ecosistemas de aprendizaje, podrían retomarse las escalas de lo formal y lo no formal/informal en esta propuesta de dimensiones del objeto.

 

Tecnológica – Comunicativa – Pedagógica – Curricular / Cerrado – Permeable – Abierto (ambientes)

 

Tecnológica

Comunicativa

Pedagógica

Curricular

Cerrado

 

 

 

 

Permeable

 

 

 

 

Abierto

 

 

 

 

 

Una variante de la matriz anterior consideraría las mismas dimensiones pero el cruce sería entre tres grados de apertura de los ambientes de aprendizaje. Se consideran tres grados de apertura:

  • Cerrado: en este grado, las interacciones tienen lugar casi exclusivamente sólo al interior del ambiente de aprendizaje. Los entornos, recursos y/u objetos de conocimiento están dispuestos para que las interacciones se den casi exclusivamente en los entornos y con los recursos dispuestos así como con los sujetos que coinciden ahí.
  • Permeable: este grado supone la apertura parcial del ambiente, un punto medio entre lo hermético del primero y la total apertura del tercero. Aquí las interacciones en espacios y con recursos y sujetos fuera de los dispuestos en el curso es posible e incluso son promovidas instruccionalmente.
  • Abierto: un ambiente de aprendizaje abierto no tiene restricciones (o éstas son mínimas) y el estudiante puede echar mano de cualquier recurso, herramienta o entorno, e interactuar con otros sujetos dentro y/o fuera del ambiente institucional dispuesto (si es que así lo estuviera)
Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a Recortando, clarificando el objeto

  1. Gerardo Coronado dijo:

    Muy buena aproximación, sólo pediría revisar los conceptos de aprendizaje formal – informal pues La tipología de los aprendizajes no es la misma que la de la educación en donde lo formal e informal si se asocia a su aparición dentro o fuera del sistema educativo (que no dentro o fuera de la escuela). Saludos.

    • ddjdlc dijo:

      Gracias! buen punto… aprendizaje no es lo mismo que educación y muchas veces nos vamos con la finta, como es el caso. Tienes alguna referencia que pueda servirme para también aclarar los términos y ámbitos?

      • Gerardo Coronado dijo:

        En breve enviaré algunas referencias como propuesta para tal análisis.
        Saludos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s